Hacer ejercicio significa un cerebro más saludable a cualquier edad

Los descubrimientos sugieren que incluso cuando la gente es joven y supuestamente se encuentra en lo más alto de sus capacidades mentales, el estado físico —o su ausencia— influyen en el modo en que funciona su cerebro y su mente.

Los jóvenes que hacen ejercicio tienen una materia blanca más saludable en sus cerebros y mejores capacidades de pensamiento que los que están fuera de estado, según un nuevo estudio a gran escala que investiga las relaciones entre la capacidad aeróbica y la salud del cerebro.

Ya tenemos una cantidad de evidencia persuasiva sobre el impacto positivo de la actividad aeróbica en el cerebro y la cognición. En experimentos animales, los ratones y las ratas que corren en ruedas o molinos producen más neuronas en sus cerebros que los animales sedentarios, y les va mejor en las pruebas de inteligencia y memoria de roedores. Del mismo modo, hay estudios en humanos que indican una fuerte relación entre actividad física, mayor volumen cerebral y mejores capacidades mentales que las personas con menor aptitud física o que rara vez hacen deporte.

Sin embargo, la mayor parte de estos estudios se enfocaba en personas de mediana edad o gente mayor, cuyos cerebros suelen empezara a contraerse con los años. Se cree que para ellos el ejercicio físico puede ayudar a hacer más lento el desgaste, manteniendo el tejido cerebral y su funcionamiento relativamente joven. Pero hasta ahora no se sabía con certeza si la actividad física podría a su vez estar relacionada con la estructura y el funcionamiento saludable del cerebro de gente joven.

Por lo tanto, para el nuevo estudio, que ha sido publicado el mes pasado en Scientific Reports, un grupo de científicos de la Universidad de Münster en Alemania decidió mirar dentro de los cráneos de un gran número de jóvenes adultos.

Empezaron revisando la información recogida por el Human Connectome Project, un esfuerzo colaborativo internacional que apunta a ayudar a mapear gran parte del cerebro humano para comprender su funcionamiento.

Como parte del proyecto, más de 1200 jóvenes varones y mujeres de los Estados Unidos acordaron recientemente que se les hicieran tomografías computadas especiales en sus cerebros, con el propósito de considerar la salud de la materia blanca del cerebro. La materia blanca está compuesta de las muchas conexiones entre neuronas y regiones cerebrales. Es esencialmente el cableado de comunicaciones del cerebro. (Las neuronas que trabajan constituyen la materia gris del cerebro).

Los voluntarios, que mayormente se encontraban entre los veinte y los treinta años, completaron a su vez numerosos cuestionarios acerca de su salud y sus vidas, pasaron por un control médico general, y una prueba de dos minutos sobre una cinta, método muy común para medir la aptitud aeróbica que consiste en caminar lo más rápido posible durante dos minutos, y cubrir la mayor distancia posible en ese tiempo.

Finalmente, atravesaron una serie de tests cognitivos, diseñados para cuantificar la capacidad de razonamiento y memoria de distintas maneras.

Un grupo de investigadores alemanes se reunió entonces con toda la información y empezó a considerarla, comparando la capacidad física con la capacidad cognitiva, la capacidad física con la salud de la materia blanca, y la salud de la materia blanca con la capacidad de pensamiento.

Y descubrieron una serie de interesantes correlaciones. Los jóvenes saludables habían recorrido un espectro amplio de distancias en sus caminatas de 2 minutos. Algunos habían cubierto una distancia mucho menor que otros, convirtiéndolos en los menos aptos físicamente.

Estos jóvenes relativamente fuera de estado tuvieron resultados generalmente peores en las pruebas cognitivas y de memoria, descubrieron los científicos. Las tomografías de sus cerebros indicaban a su vez que la materia blanca era relativamente más débil y deshilachada que la de los jóvenes que habían recorrido una distancia mayor en esos dos minutos.

Estas relaciones se mantuvieron intactas cuando los investigadores controlaron los índices de masa corporal, el estatus socioeconómico, edad, género, niveles de azúcar en sangre y presión arterial.

Básicamente, a mayor aptitud física, más robusta la materia blanca, y mejores resultados en pruebas cognitivas y de memoria.

Los investigadores se sorprendieron por la fuerza de estas asociaciones entre aptitud física, capacidad de pensamiento y salud de la materia blanca, dice el Dr. Jonathan Repple, psiquiatra e investigador neurocientífico en la Universidad de Münster, que supervisó el estudio.

“Ya existen algunos estudios publicados que consideran a la gente mayor”, su cerebro y su aptitud física, dice, “pero constatarlo en jóvenes fue bastante sorprendente”.

© clarin.com A mayor aptitud física, más robusta la materia blanca, y mejores resultados en pruebas cognitivas y de memoria.

El estudio ofrece apenas la instantánea de un momento en la vida de estos jóvenes, y sólo puede mostrar vínculos entre la aptitud física, la materia blanca y las capacidades cognitivas. No puede demostrar que la mayor aptitud física causó directamente un mejor funcionamiento del cerebros.

Tampoco midió ni indagó los hábitos de ejercicio, de modo que no está claro cuánto o qué tipo de ejercicio sería necesario si uno es joven y quiere mejorar su estado físico y además, potencialmente, robustecer la materia blanca y las capacidades cognitivas.

Repple dice que tiene planeado hacer experimentos para entender cómo distintos tipos de programas de ejercitación afectan la aptitud física y el cerebro en las personas de diferentes edades.

De todos modos, este estudio y otros sugieren que estar bien físicamente puede ser importante para la salud del cerebro más temprano de lo que muchos de nosotros podíamos suponer.

“Incluso a temprana edad, la aptitud física tiene efectos positivos no solamente en el cuerpo”, dice Repple, “sino también en la salud del cerebro y en su funcionamiento”.

Fuente: Clarín.-

Chequea también

La ANMAT prohibió la comercialización de manteca y harina

El organismo estatal confirmó la prohibición de ambos productos a través del Boletín Oficial, y …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *